¡Mamá, urgente, quiero ser como Caroline De Maigret!

Por Samuel Coelho – @samuh

París: ciudad mítica, icónica, con el mundo de la moda anclado a ella. Muchos la ven como la fábrica única de talentos, y que el resto es refrito. En fin, montón de historias, musas, genios y momentos giran alrededor de París, pero creo que el que nos topamos con mayor constancia es la concepción de que la ciudad es una mujer.


Dicha concepción en un pestañeo se volvió un estilo de vida, invadiendo cada rincón posible. Lo que comes, tu cabello, tu cutis, la manera en que envejeces, qué te pones y el aura que irradias, sin olvidar la actitud en el amor. Estilo de vida que se volvió ejemplo a seguir, porque pinta romántico y visceral, desenfadado, estético, y eso siempre engancha. La mujer parisina y su estilo de vida se comieron las fronteras.

Después de dos párrafos escribiendo y daydreaming sobre París, creo que necesito un manual para convertirme en uno de ellos, saber montar una scooter, morder un macaroon y ajustarme bien el pañuelo en el cuello. Manual que ya escribió Caroline De Maigret, con Anne Berest y Audrey Diwan: How To Be Parisian Wherever You Are. De Maigret, además de modelo+musa de Chanel, favorítisima de Tío Karl, es productora musical. Con semejante trayectoria de genia, este libro termina de llevarla a la cúspide de french girl. ¿Cómo no creerle? El bed hair, sumado al constante look boyish, el cigarro y la scooter certifican sus niveles de afrancesamiento. Encarna ese personaje que creamos y ahora aspiramos. Sin la idealización, ese mito no llegaba lejos, no crean.

Pero lo que más me gusta de De Maigret es su sentido del humor, o lo que nos deja ver en este video en colaboración con i-D Mag, donde nos da otros consejos que no sé si están en el libro, pero quizá me gustan más. Ahora, stalkéenla para que se enamoren un poquito más de su flequillo y luego le dan play.

¿Nos convertimos en parisinos? Yo voto que sí.
We´ll always have Paris.

Comentarios

comentarios

You May Also Like